Ir al contenido principal

Una espiral de Fibonacci sobre el lago Baikal



Al artista Jim Denevan le ha dado por la proporción matemática y los círculos gigantes. Se dio a conocer hace algún tiempo por los impresionantes círculos sobre el desierto de Nevada, que se convirtieron en el dibujo más grande realizado sobre la superficie del planeta hasta entonces. Ahora, Denevan y su equipo han superado su propia hazaña y han hecho un dibujo aún más grande de los lugares más bellos y enigmáticos del planeta: las aguas heladas del lago Baikal, en Siberia.

Con la ayuda de ocho compañeros, Denevan trabajó durante quince días sobre el hielo del lago más grande profundo del mundo y trazó un dibujo que ocupa una superficie de 30 kilómetros cuadrados. El dibujo es una espiral de casi mil círculos que sigue lasecuencia de Fibonacci, es decir, su tamaño va creciendo proporcionalmente de adentro hacia afuera, comenzando por un primer círculo central que trazó él mismo con un palo y una bicicleta y a partir del cual fue creciendo esta fabulosa flor geométrica.


Como veis en las anotaciones, el artista buscaba premeditadamente construir esta espiral logarítmica a partir de la secuencia de Fibonacci, similar a las que encontramos en las conchas de los caracoles, en las flores o en las formas de algunas galaxias y que sigue exactamente la proporción marcada por el denominado número áureo(1,618033…).

Para realizar los enormes círculos emplearon palas y camiones quitanieves que dejaban al descubierto el hielo oscuro que cubre el lago. Por las noches, en pleno mes de marzo y a algunos grados bajo cero, durmieron en tiendas llamadas “yurt” y que usaban los nativos. Aunque aprovecharon la época en la que menos nieva en la zona, el noveno día se vieron sorprendidos por una tormenta que tapó buena parte de su trabajo y les obligó a volver atrás.
En este otro vídeo podéis ver cómo era parte del trabajo:
Después de dos semanas de duro esfuerzo, Denevan y sus compañeros terminaron el trabajo y pudieron contemplarlo desde el aire conscientes de que se trataría de una obra efímera: apenas permaneció visible unas pocas semanas antes de desaparecer. En esta comparativa, podéis ver el tamaño del dibujo final en comparación con Manhattan:

Como confiesa el propio Denevan, al principio había pensando en realizar el dibujo sobre los hielos del mar de Ross, pero después de investigar un poco se dieron cuenta de que este lugar era mucho más apropiado y algo menos peligroso. El resultado de su esfuerzo es una fantástica muestra que podéis ver en la web The Anthropolgist, que es una auténtica maravilla y en la que podéis pasar horas viendo fotos, vídeos y anotaciones de los protagonistas de esta pequeña hazaña artística y geométrica.

    Antonio Martínez Ron (Madrid, 1976) es periodista. Trabajó durante varios años como productor y editor en radio y televisión y su última etapa la ha dedicado a trabajar en diferentes medios digitales. Ha sido redactor jefe del Observatorio de Medios de Mediapro, editor del diario ADN.es y actualmente trabaja como coordinador del lainformacion.com. Es autor del blog Fogonazos. es, el blog de Ciencia más leído en español, con más de 30.000 suscriptores 

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Qué tienen en común Einstein, Newton, DaVinci, Tesla y Edison?

RESPUESTA: EL VEGETARIANISMO. Eminentes científicos e inventores a favor del vegetarianismo Con el fin de ayudar a preservar los recursos naturales de nuestro planeta, muchos de los más grandes pensadores del mundo y científicos a través de la historia, han observado una dieta vegetariana y han afirmado la necesidad de ésta desde el punto de vista tanto moral como lógico.  Por ejemplo, Sir Isaac Newton, “el padre de la física”, y Leonardo Da Vinci, un científico de medio tiempo, quien hizo importantes descubrimientos en hidráulica, óptica y mecánica, fueron ambos vegetarianos. De hecho, Da Vinci era tan ferviente acerca del vegetarianismo que compraba pollos enjaulados y los liberaba. Además, Srinivasa Ramanujan (1887-1920), considerado el más grande matemático de los últimos 1000 años, también era vegetariano.                                             Otro entusiasta vegetariano, el gran inventor, físico e ingeniero Nikola Tesla (1856-1943), qui

Albert Einstein y el budismo

Albert Einstein dijo en cierta ocasión que, a su juicio, el budismo era la única religión compatible con la ciencia. El budismo es una religión con actitud científica, a pesar de que muchos budistas puedan no tenerla. El Buda no es un Dios, sino un sabio, un Einstein de lo espiritual que vivió hace 2500 años. Mediante la reflexión y la meditación, descubrió verdades importantes, leyes del mundo interior, de la misma manera que los físicos han descubierto algunas del mundo exterior, las leyes de la física. Eminentemente práctico, el Buda no se entretenía en discusiones teóricas acerca de la existencia o inexistencia de un Dios personal, sino que ofreció una solución para el sufrimiento humano, que había nacido de su propia comprensión de la naturaleza de la realidad. Sentado bajo un árbol, el árbol del bodhi, alcanzó la iluminación, comprendió la naturaleza vacía de los fenómenos, entendió la raíz del sufrimiento y se decidió a compartir con sus semejantes lo que había descubierto.

MI APORTACIÓN A LA DIVULGACIÓN AMBIENTAL EN TELEVISIÓN por Miguel Aguado

Aunque ya tenía experiencia en televisión, radio y diversos medios de comunicación en distintos temas y muy especialmente en cuestiones ambientales, en los últimos meses llevo teniendo la oportunidad de realizar algo de lo que más me gusta: divulgar en materia de sostenibilidad y medio ambiente. Desde diciembre de 2017, aunque comencé en noviembre del mismo año, llevo apareciendo en varias cadenas de televisión para realizar unos pequeños espacios de divulgación ambiental. Trato de acercar el problema: plásticos en el mar, Cambio Climático, contaminación atmosférica de la forma más entendible y asumible por todos y todas. No se trata de vulgarizar, son de ser lo más didáctico posible sin perder algo un tono de humor. Igualmente, pretendo mostrar algo muy importante: todos formamos parte de la solución, tanto en nuestra capacidad como consumidores, como votantes, como ciudadanos y en lo que podemos denominar la ecología de la vida cotidiana. He sido muy afortunado c